Renta Básica Universal para tod@s

Posted on noviembre 13, 2012

1


Esta octavilla se repartirá el 14N en las calles de Zaragoza.

¡Renta Básica Universal para tod@s!

A medida que la crisis se hace más profunda, las de abajo tenemos que aprender a defendernos con nuevas armas de los ataques del 1%, que sigue aumentando sus beneficios en la crisis-estafa, con la ayuda de los políticos que les obedecen. A defendernos del pánico construído como herramienta de control social. A defendernos de la imposición de la narración de escasez, del relato del “hemos vivido por encima de nuestras posibilidades”. A defendernos haciendo sociedad. Defendiendo lo común. Construyendo democracia.
La Renta Basica Universal es una herramienta clave para nuestra defensa, para construir democracia real y redistribuir de forma justa la riqueza que producimos entre todos y todas.
Nos contaron que nuestros derechos procedían del trabajo o de la disposición a trabajar. Luego llegó la precariedad y el desempleo. Así, derechos como la Sanidad, la Educación o la Vivienda dejaron de serlo, para convertirse en servicios, a los que solo quieren que podamos acceder contrayendo deuda de por vida con bancos o dejándonos explotar en trabajos precarios y mal remunerados.
Defender estos derechos, considerados como “lo público”, es necesario pero no es suficiente. Tenemos que contraatacar.
La Renta Basica Universal es una herramienta de reapropiación que permitiría asegurar unas condiciones dignas de existencia, mediante el reconocimiento de la producción social de la riqueza y el acceso universal a la misma.
Ninguna medida más que suponga una mejora en nuestras vidas vendrá dada sin ganarla, sin lucharla. Es necesario llevar a cabo un ataque por la reapropiación de nuestra riqueza si no queremos que la crisis suponga la victoria definitva de los más ricos y nos arraste a una sociedad sin democracia y hundida en la austeridad y la escasez.
¡¡Dejad de inyectar fondos públicos en bancos quebrados!! 
¡¡Rescatemos a las personas!!

La riqueza producida por el 99% ¡para el 99%!

El empleo se agota pero no la riqueza. Nuestras sociedades nunca produjeron tanta riqueza como ahora. Hay mucho paro, pero en realidad nadie está parado, todo el mundo está activo, independientemente de que se tenga un contrato o no. Muchas de las tareas que realizamos generan riqueza social pero no se remuneran de ninguna manera: trabajos domésticos y reproductivos, la producción en el barrio de internet (compartir archivos, artículos, difusión), nuestros trabajos en las actividades políticas (como la de hoy), hasta  reciclar….
Nuestras vidas ya son productivas. La sociedad de hoy es como un hormiguero. ¿Han visto alguna vez alguna hormiga parada? De la misma forma, todo el mundo está activo en la ciudad, todo el mundo produce riqueza de algún modo, incluso así lo hacen quienes trabajan en casa o cuidando de otras personas. ¿Se sostiene una sociedad sin estos trabajos? Si reconocemos esta función clave en el sostenimiento vital, ¿cómo es que no están reconocidos ni remunerados? ¿De qué vive una persona que se ocupa de sostener efectivamente la vida?
En este escenario de crisis, continuar con la farsa del trabajo asalariado como única forma económica de mantener la existencia de las personas es directamente apostar por su estragulamiento. Perdemos el empleo y quedamos pendientes de trabajos que salen o no. Si nos volvemos a emplear hemos de gastar nuestro tiempo en trabajos cada vez más absurdos con condiciones cada vez peores y por menos dinero. Y aún así seguimos sin poder pagarnos una vivienda. ¿Cómo mantener nuestras condiciones materiales de existencia dentro de este mecanismo trampa?
Salir de esta situación es poder pensar desde las sociedades postindustriales más allá del trabajo asalariado, que además cada vez es más escaso. Es actualizar un concepto de riqueza que ha quedado caduco. Riqueza no es beneficio para la empresas; riqueza es una vida digna garantizada y una producción social que se destina al único objetivo de la felicidad de las personas.
El empleo debe dejar de ser YA la única forma de garantizar la existencia de las personas y sus derechos. Primero, asegurar la vida de las personas. Después, abordamos las políticas de empleo, en qué sentido queremos progresar, qué empleos útiles queremos producir.
¡¡RENTA BÁSICA ES RESCATE A LAS PERSONAS!!
¡¡RESTA BÁSICA ES DISTRIBUCIÓN DE LA RIQUEZA!!
¡¡RENTA BÁSICA ES JUSTICIA!!
¡¡RENTA BASICA YA!!