Marca “Zaragoza” o cómo hacer de la ciudad un producto comercial para atraer inversiones (dinero, capitales, pasta, guita)

Posted on mayo 27, 2009

1


A Zofra Press. – 27 05 2009

Ayer, 26 de mayode 2009, se celebró en el Auditorio de Zaragoza la presentación de la nueva marca Zaragoza S.A. Hasta allí se trasladó un corresponsal de Azofra Press dispuesto a no perderse ni una.

La sala Mozart estaba a rebosar y eso que la entrada era mediante invitación bajo pedido. Eso sí, la gente joven brillaba por su ausencia y el sastre de Camps hubiera hecho su agosto con la cantidad de trajes y modelitos que desfilaron por allí.

El acto estaba organizado por Zaragoza Global que para quien no lo sepa es un consorcio del que forman parte el Ayuntamiento de Zaragoza, la Cámara de Comercio de Zaragoza y el Gobierno de Aragón.

El acto comenzó con una bonita actuación del grupo local Tachenko, unos chavales no tan jóvenes en camiseta que tocan pop. El presentador, Pepe Quílez, continuó hablando de que el objetivo de Zaragoza S.A. tenía que ser “situarse en el mapa competitivo del mundo moderno” y que para eso era necesaria esta imagen de marca. Ya sabemos todos que Coca-Cola o Mercadona venden más por su imagen que por sus productos, pero claro, tienen tan buena imagen que ¿quién se resiste a una Coca-Cola a un producto marca Hacendado? “Los productos son racionales pero la marca es emocional”, con eso queda dicho todo.

El primero en intervenir fue el alcalde de Zaragoza quien reiteró que la ciudad estaba viviendo un período de “éxito” traducido en una concentración inusual de “inversión pública y privada”. Ahora bien, una vez que hemos puesto en marcha el continente de esta nueva empresa-ciudad lo que aún nos faltaba eran “los contenidos, las actividades de valor añadido” y con eso ya seremos una “gran ciudad” que es de lo que se trata. Para eso está la nueva marca, elaborada mediante la “aplicación de instrumentos profesionales” y la calderilla de 230.000 €, que es “mucho más que una intervención publicitaria” porque lo que trata es de “capturar el alma de la ciudad” no se nos vaya a ir de copas demasiado a menudo con el alma de otras ciudades y le pierda el gusto a producir. En definitiva, lo que quiere esta nueva marca es presentar a Zaragoza como una ciudad-empresa ideal para venir a hacer turismo e invertir. Y como estamos a la última y nos mola la RSC, también para venir a vivir, pero eso sí gente de la Unión Europea y con permiso de trabajo.

A continuación se emitió un vídeo promocional en el que lo más destacable, aparte de un texto intragable, fue la imagen de una bizi por la calle Alfonso y el hecho de que esta nueva ciudad-empresa carece de tráfico prácticamente.

El siguiente en hablar fue el presidente de la Cámara de Comercio que vino a decir un poco lo mismo aunque insistió en que esta marca “solo será fuerte si los zaragozanos nos identificamos con ella” porque “hoy las ciudades compiten entre si igual que lo hacen las empresas”.

La estrella de la noche fue Elena Allué, la gerente de Zaragoza Global, que con una sonrisa inmutable pasó a desgranar la estrategia de la nueva empresa-ciudad Zaragoza S.A. Para Allué, Zaragoza S.A. tenía que “ganar su legítima cuota de mercado” y para eso va a ser fundamental la organización de “grandes eventos”. Su reto, en definitiva, es convertirse en “la tercera ciudad española”. Vamos, que a Barcelona y Madrid no las alcanzamos ni de coña y, oye, si Valencia, Sevilla y Bilbao venden menos que nosotros… ¡que se jodan!, que esto es la ley del mercado. Resaltó también que la nueva marca iba a suponer un “gran salto en el mercado de las emociones y los sentimientos” y que no le cabían más virtudes: era fruto de una “perfecta sintonía de lo privado y lo público” y para su elaboración “han intervenido líderes de opinión de la ciudad” aunque no citó nombres y, por quedar bien, se han realizado “encuestas en la población”.

Cuando la Allué se quedó descansada, el vicepresidente del Gobierno de Aragón intervino brevemente y fue el único que no leyó todo su texto. No pestañeó al decir que “Aragón está detrás de Zaragoza” y dejó caer que “más allá de la economía está el fomento de la autoestima”, refiriéndose claramente a los dueños de la empresa que había realizado el encargo de la campaña.

Y al final, como despedida emotiva, el grupo local Los Peces cantaron una bonita canción pop que dejó más o menos indiferente al público que andaba medio enfrascado en disquisiciones sobre si gustaba más o menos el logotipo de la nueva corporación, nunca mejor dicho.

Y con esto y un bizcocho, a por ellas que son muchas y cobardes.

Nota: Los entrecomillados son literales, y la narración es casi casi de verdad.

Etiquetado: ,
Posted in: cultura, metrópolis